martes, 27 de mayo de 2008

¿Y el funeral de Estado?¿Y las banderas a media asta?

Ya van 122 trabajadores muertos en la construcción en lo que va de año. Los últimos han sido Nelson García Rocha, Luis Medardo Sinchiguano Toapanca, Enrique Pradas Franco y José Vilanova Sánchez.

Estos 4 trabajadores han fallecido tras caer de un andamio, situado a unos 12 metros de altura, que se estaba colocando en una de las torres en obras del nuevo estadio del Valencia.

3 muertos al día en el trabajo
Por estos 4 trabajadores no habrá funerales de Estado ni banderas a media asta. Aunque las muertes en el trabajo no se publiciten a bombo y platillo en la prensa y la televisión, la verdad es que fallecen en España 3 personas al día en sus puestos de trabajo.

¿Cuantos trabajadores más deben de morir en sus puestos de trabajo para que los empresarios se tomen en serio las leyes de prevención?
¿Cuántos más deben de morir para que se tomen medidas serias contra la precariedad laboral?
¿Cuántas personas más tienen que morir para que los empresarios se conciencien y no sólo busquen el beneficio económico?

Las verdaderas causas de los accidentes de trabajo
Este accidente de Valencia ha vuelto a poner sobre la mesa las condiciones de trabajo que existen en las obras de construcción: Largas jornadas laborales, destajos, incumplimiento de las leyes y los convenios, una apretada agenda, trabajos a marchas forzadas para cumplir los plazos. Y el resultado ya lo conocemos: Muerte.

Los responsables
Ante esta realidad, la responsabilidad de las autoridades laborales de la Generalitat Valenciana no puede obviarse. Los poderes públicos tienen la responsabilidad de velar por el cumplimiento de las normas y cuando no lo hacen, eso tiene un nombre, negligencia, cuando no connivencia. No hay razones que justifiquen la desidia de la administración. Se deben depurar también las responsabilidades políticas pertinentes.

No hay comentarios: