miércoles, 14 de abril de 2010

14 de Abril: Por una Unión de Repúblicas Libres

En estos días abundarán los posts en muchos blogs de izquierdas en los que, de una manera u otra, se defiende la lucha por la República. Una parte consustancial de todo discurso a favor de la República debe ser el derecho a decidir, es decir la defensa del derecho democrático a la autodeterminación. No debemos defender ni una República a secas, ni una República española unida a la fuerza, centralista.

Me remito a la formulación que ya en los años 30 hicieran los que representaban a la izquierda antiestalinista, Joaquín Maurín y Andreu Nin (del BOC, la ICE, y más tarde el POUM). Su formulación era luchar por la UNIÓN DE REPÚBLICAS LIBRES. Esta fórmula es totalmente válida para la actual situación. Debemos reivindicar una República donde los pueblos puedan ejercer el derecho de decidir por ellos mismos, incluso la manera de relacionarse con el resto de pueblos que hoy conforman España, es decir, una República con derecho a la autodeterminación.

LUCHA POR LA REPÚBLICA Y POR LO COTIDIANO
Por otro lado, también se está debatiendo en la izquierda si debemos luchar por el objetivo de la República o luchar por lo más cotidiano a los ciudadanos, la sanidad, la educación,.... Opino que no debemos divorciar una cosa de la otra.

La crisis actual del Estado Español pone a la orden del día la República, como único medio para un futuro de progreso, de laicidad y de defensa de lo público. La República no supone un mero cambio de régimen, sino quitar los obstáculos para satisfacer las aspiraciones sociales y democráticas de los trabajadores, las mujeres, los jóvenes, del pueblo vasco, catalán y de todos los pueblos.

FRENTE ÚNICO
La clase trabajadora de todo el Estado español defiende, apoyándose en sus sindicatos, sus intereses comunes, la Sanidad y la Educación Pública, los convenios colectivos, etc. Derechos que hemos demostrado que podemos y queremos defender unidos en múltiples movilizaciones.

La clase trabajadora unida con sus organizaciones políticas y sindicales, con la táctica de FRENTE ÚNICO, puede aunar a los pueblos del Estado español para conquistar derechos. Una UNIÓN DE REPÚBLICAS LIBRES del Estado Español sería el cauce más adecuado para aunar la unidad en defensa de los intereses comunes y la auténtica libertad nacional.

Sobre este tema también escriben: Grandola, Àngels, Hugo Martínez Abarca, Domingo Benito, Javier Mesonero, Antonio Rodríguez, Victor Casco Ruiz, Fernando Jiménez, Kabila, Pedro Mellado , José Vicente Verdú , Los pies en la calle, Viramundeando, Roberto Cacho, T0ni Barberá, Imagina, A sueldo de Moscú, Sergio García, Tania Sánchez, Nerea Gálvez, Alvic, Jesús Santos Corral, Eowyn de Camelot, Ventanas de Falcón, Pedro Mellado, Viul, ceronegativo, ...

8 comentarios:

Grândola dijo...

¡Eh, veo que te ha salido!

Oskar Matute dijo...

Me gusta este post.

Anónimo dijo...

Salud y República, compañero. Es un artículo diferente a los que han enviado el resto. República, república, riego, riego.

Anónimo dijo...

Me parece que estamos en la inopia. A mi entender, las propuestas políticas del POUM no sirven para hoy. El proponerlas para la España de hoy supone contradecir hasta la intención del POUM. Sabido es cómo Maurín, y sobre todo Nin, trataron de adaptarse al contexto español y rechazaron, por ejemplo, aplicar los soviets a España, pues habían sido pensados para otras latitudes. No os quiero ahorrar la lectura del libro de Víctor Alba: "Andreu Nin y Joaquín Maurín, dos revolucionarios.
Es curioso como Nin evolucionó del nacionalismo catalanista al internacionalismo revolucionario; lo contrario de lo que pasa hoy en buena parte de la autodenominada Izquierda, que se ha convertido en palanganera de nacionalismos y particularismos de toda laya: reivindicando "hechos diferenciales", "deudas históricas" y demás extravagancias ajenas a los verdaderos intereses del PUEBLO ESPAÑOL y a las tradiciones más genuinas de la IZQUIERDA. El cáncer nacionalista ha desnaturalizado a la izquierda: como no somos capaces de llevarnos bien con los vecinos, tenemos que inventarnos historias, nacionalidades o naciones con leyes diferenciadas en razón de cada terruño. Sin salir de la España así pensada, ya podemos practicar el "interpueblismo" y el "internacionalismo"… ¿Estamos locos o qué? ¿No hemos aprendido nada de la experiencia histórica: que la misma ley nos hace iguales? ¿Habéis estudiado alguna vez el quebranto social que suponía mantener un código para visigodos y otro para Hispano-romanos; el adelanto que supuso el "fuero juzgo"?
Si desde la IZQUIERDA perseguimos la igualdad y la unidad de los seres humanos ¿vamos a promover leyes distintas para cada autonomía; si queremos lavarnos, vamos a refocilarnos en el barro? ¿No os percatáis de la mentecatez que supone perseguir la igualdad y la unidad entre los seres humanos y, al mismo tiempo hacer hincapié en lo diferenciados que somos y, en consecuencia, la autodeterminación que merecemos, pagos por deudas históricas y demás? Estoy pensando, muy seriamente, proponer la fundación de una especie de POUM que sustituya a la actual IU, jajajajá…

ElSrM dijo...

Interesante artículo, donde se expone con una necesaria —pero díficil de ver a menudo— naturalidad que el Pueblo español es también la unión de los distintos Pueblos españoles. Igual que la Humanidad es la unión de todos los individuos, de todos los Pueblos del mundo.

Saludos,

dospalos dijo...

Bien, en parte es cierto. La izquierda en ocasiones sigue pensando que es progresista el ser nacionalista. Incluso a la izquierda del PSOE se ha pensado en ocasiones. Y eso, no es cierto. El problema es que tenemos que conjugar reconocer el derecho libre de cada persona a ser lo que quiera (catalán, español, cartagenero...), con el hecho de que las clases burguesas han sembrado desde el XIX las semillas del nacionalismo por su propio interés (económico, normalmente, o social, para garantizar SU dominio sobre SUS territorios, sin aceptar otras inmiscusiones).
De modo que la cuestión es difícil, ciertamente. En mi opinión habría que tender hacia el internacionalismo, las banderas separan a los pueblos, sean estos hispanos, europeos o mundiales. Pero, ¿con qué razón lógica negamos la identidad de una persona?

ventanas del falcon dijo...

A Anónimo 2 y, en menor medida, a Dos Palos:

El peor mal de la izquierda es que, para no ser nacionalista, la izquierda se hace nacionalista española bajo un falso manto de internacionalismo antiderecho a decidir.

El nacionalismo español-centralista de la España unida a la fuerza, sí o sí, es el fruto sembrado por la burguesía nacionalista castellana. Por eso, es este cáncer nacionalista centralista es el que ha desnaturalizado a la izquierda

Yo, que no soy nacionalista ni independentista, sino FEDERALISTA, veo necesario el derecho de los pueblos a decirdir sobre su propio futuro, por el bien de un internacionalismo libre.

La izquierda debe perseguir, cierto,la igualdad y la jsuticia entre iguales. Entre seres humanos iguales y entre pueblos iguales. No debemos comulgar con ruedas de molino de la derecha que aboga por la subyugación de explotadores y explotados.

Anónimo dijo...

! Paz y Bien !
Buscad en internet:1) MILAGRO EN INTERNET. EL PARÁCLITO ESPIRITU SANTO DE JESÚS QUE VIVE HA ENTRADO EN INTERNET Y CLAMA: ! VIVA LA III REPUBLICA ESPAÑOLA ! ! CONVERTIOS Y CREER EN EL EVANGELIO !. 2) SALUD PARA EL REY , REPUBLICA PARA ESPAÑA Y PAZ PARA TODOS !
Desde La Coruña , ciudad del Rosario
SANTOS ISAAC NUEVO PROFETA OSEAS.