martes, 6 de abril de 2010

Las Comunidades Autónomas partidarias de retrasar la implantación de la Ley de Dependencia son aquellas donde el grado de aplicación es menor

La Ley de Dependencia es fruto de un proceso largo de reivindicaciones y hay que evitar que las posibles insuficiencias financieras supongan un recorte de derechos. Debemos rechazar los intentos de prorrogar su implantación. Es curioso que las Comunidades Autónomas que pretenden esto son aquellas donde la aplicación y el desarrollo de la norma es menor. La ley debería aplicarse en los plazos fijados y adjudicarse, de una vez, las prestaciones concedidas.

Este año esta prevista la evaluación de la Ley, de los resultados podremos obtener datos suficientemente cualitativos, que nos permitirán conocer los efectos de esta Ley, el grado de cumplimiento de la misma, la rentabilidad social y por supuesto conocer si el sistema financiero de la ley es suficiente en función de los costes de los servicios y prestaciones.

Se deben corregir aquellas desvirtuaciones que la implantación del sistema ha traído. Con estos resultados se debería poner en evidencia si el actual sistema financiero permite la protección de las personas en situación de dependencia que comporta este derecho, modificándose, de ser necesario pero nunca, estar supeditada la insuficiencia financiera a un recorte de derechos.

4 comentarios:

indignado dijo...

Pues lo peor es que algunas personas en la comunidad de madrid que ya estaba recibiendo la asignación por la dependencia desde primeros de año no la reciben. Esta es la austeridad de Esperanza Aguirre. Ella mientras tanto tiene un 64% más altos cagos que cuando accedió a la comunidad de madrid.

Anónimo dijo...

ESTO ES EL COLMO DE LA DESVERGUENZA

Nicolás dijo...

Lo que pretender es tener una cobertura legal que justifique su incumplimiento flagrante de la ley.

A.A.V.V. Tomas de Villanueva dijo...

http://plataformadependenciaah.blogspot.com/

Aqui podeis encontrar la informacion y asesoramientos que se necesiten gratuitamente.