jueves, 13 de mayo de 2010

2 de Junio: CCOO y UGT han convocado Huelga General en el sector público

CCOO y UGT han convocado una Huelga General en el sector público para el próximo día 2 de junio contra los recortes del gasto público anunciados ayer por el presidente del Gobierno, entre las que se encuentra una rebaja del 5% del salario de los funcionarios en 2010 y la congelación para 2011.

También se han convocado movilizaciones para el próximo día 20 de mayo frente a las delegaciones y subdelegaciones de Gobierno de toda España.

Ante la agresión sin precedentes que supone el incumplimiento de un acuerdo en vigor, que ya contemplaba un escenario de crisis, los trabajadores públicos de los diferentes sectores del país, desde la sanidad a la enseñanza, y comunidades autónomas están llamados a la Huelga General.

2 comentarios:

Eva Pérez. Delegada CCOO dijo...

Ayer, 12 de mayo, el gobierno anunció una serie de medidas para recortar el gasto público que afecta sobre todo a la situación de los funcionarios/as y empleados/as públicos y a los grupos con más necesidades como pensionistas y personas dependientes. No ha anunciado medidas para aumentar la recaudación, recuperar impuestos, etc.

Hoy, 13 de mayo, el gobierno ha recibido a sindicatos, por un lado, y a la patronal después. Las organizaciones sindicales más representativas, CCOO y UGT, han valorado negativamente las medidas anunciadas y esta tarde han convocado una huelga en el sector público con fecha para 2 de junio.

Nuestra valoración y las razones de este desacuerdo podéis leerlas en la página web y en esta publicación que os reenvío.



A todos nosotros, como trabajadores, ciudadanos y usuarios de los servicios públicos nos afectan todas las medidas y, de forma directa, el recorte salarial a los trabajadores del sector público. Ante el argumento, repetido en medios de comunicación, de que es necesario recortar nuestros salarios porque somos un sector privilegiado con un empleo fijo, os envío algunas cuestiones para la reflexión:

* Los funcionarios públicos somos también trabajadores. Vivimos de nuestro trabajo y no tenemos un salario de por vida sino, en el mejor de los casos -cuando se tiene-, un trabajo de por vida. El salario hay que ganarlo cada mes trabajando.
* No es cierto que tengamos un trabajo fijo y garantizado en época de crisis: la temporalidad en el sector público es muy alta, mayor incluso que en muchos sectores de la economía. Actualmente se está despidiendo (dejando de contratar, cesando) a muchos trabajadores públicos, a veces con años de servicio en la administración, sin indemnización alguna por despido. Además, muchas personas no pueden acceder al empleo en el sector, viendo frustradas así sus expectativas por años de preparación.
* El trabajo fijo (la plaza, el destino), cuando se tiene, no es suerte ni privilegio. El trabajo es un derecho que queremos para todos los trabajadores y trabajadoras. Queremos que sea estable y digno, con derechos... y el trabajo de los funcionarios no es ni un regalo ni especie de lotería que nos coloca como privilegiados frente a otros trabajadores. La contratación en el sector público responde, además, a criterios de selección muy duros (todo el mundo conoce la dificultad de obtener un puesto en la Administración Pública) que exige una gran preparación y méritos.
* Los trabajadores públicos no tenemos unos salarios elevados: la mayoría son inferiores a 1.000 euros.
* Los empleados públicos no somos una carga. Prestamos servicios públicos necesarios. Somos empleados públicos los trabajadores de los centros de salud, de los centros educativos, de las bibliotecas, de los servicios de limpieza y mantenimiento de las ciudades, del transporte, de la regulación del tráfico, bomberos, policías, funcionarios de prisiones, trabajadores de los servicios de empleo, de los registros,... Necesitamos más sector público, más actividad pública que garantice un empleo de calidad y, además, la cobertura de necesidades reales de la población.

Francesc dijo...

Se va a mover, vamos a movilizar, preparemos con la gente vecina y compañera de trabajo la conciencia para una movilización general, para una huelga general, para otras políticas, para Ajustar a los poderosos y sus grandes fortunas y las empresas multinacionales y Bancos, nos hará falta una alternativa de izquierdas a este gobierno que anuncia medidas neoliberales, y para que cerrar el paso y no se beneficie al final el PP de Rajoy-Aznar.