domingo, 18 de marzo de 2012

Lo que argumentan los esquiroles

    De cara a la huelga general del 29 de Marzo, habrás escuchado estos argumentos con toda seguridad. Si estás indeciso sobre lo que hay que hacer el día 29, quizá te interese leerlos.

Argumento esquirol 1: "No hago huelga porque no me lo puedo permitir".

La reforma laboral supondrá con toda seguridad una rebaja generalizada de los salarios. Si no puedes permitirte dejar de ganar el sueldo de un día, menos podrás permitirte que te bajen el sueldo permanentemente, que te despidan gratis, o que si tienes 10 años trabajados en una empresa tu indeminación pase a ser de 18900 euros a 7845.

Argumento esquirol 2: "La huelga no servirá para nada".

Todas las mejoras de los trabajadores se han conquistado historicamente a través de la lucha. Nadie nos ha regalado nada. Lo que está demostrado que no sirve de nada es no hacer nada. A la preguntas de si una huelga de un día será suficiente, la respuesta es que probalemente no. Es sólo el principio, pero es un paso muy importante. Si nos imponen la reforma laboral más dura de esta "democracia" y no respondemos las medidas sucesivas que tome el gobierno serán aún más demoledoras. Se puede y se debe tumbar esta reforma laboral.

Argumento esquirol 3: "La huelga no soluciona nada".

La huelga no es una solución, es el instrumento de presión más poderoso que hoy por hoy los trabajadores tenemos a nuestro alcance. Por eso quien no se adhiere a una huelga perjudica gravemente al conjunto de los trabajadores, incluido a sí mismo.
Además si la huelga no contribuyese a solucionar nada ¿de dónde proviene el empeño de los empresarios en que los trabajadores no la secunden, llegando a las amenazas y coacciones, que son delito? ¿Por qué motivo la prensa de derechas trata de desprestigiar la convocatoria de huelga? ¿Por qué incluso se están planteando legislar para limitar este derecho? Todo tiene una causalidad, nada es casualidad.

Argumento esquirol 4: "No estoy de acuerdo con los sindicatos mayoritarios, por eso no hago huelga".

A la convocatoria de huelga se han sumado decenas de sindicatos minoritarios de diversos sectores y de distintas ideologías. Es más, los primeros convocantes de esta huelga no fueron UGT y CC.OO, sino ELA-LAB en el País Vasco y CIG en Galicia. También se suman a la convocatoria los sindicatos CNT y CGT, la Intersindical-STE, USO, Solidaridad Obrera (mayoritario por ejemplo en Metro de Madrid), partidos políticos tan dispares como IU, Esquerra, Compromis, Amaiur, BNG y organizaciones sociales de todo tipo como 15M, Juventud Sin Futuro, Democracia Real Ya etc, que no comparten la verticalidad de los sindicatos mayoritarios y son críticas con su labor de los últimos años pero aún así apoyan la convocatoria de huelga general del 29M. Esta huelga es del 99% de la población, no sólo de los sindicatos.

Los sindicatos CCOO y UGT han podido cometer muchos errores y criticarlos es lícito e incluso necesario. Pero los sindicatos entendidos como organizaciones de trabajadores que se unen para defender sus derechos e intereses son, indudablemente, el próximo muro a derribar por los poderes económicos. De ahí la campaña continuada de ataques y de desprestigio desde los medios de comunicación de la derecha de la que todos estamos siendo testigos.

Argumento esquirol 5: "Hay libertad, cada uno puede hacer lo que quiera. Además si hago huelga me descuentan x euros, y no me lo puedo permitir".

No hay libertad porque te están coaccionando con una penalización económica. La libertad es otra cosa, no verte obligado a ceder a los chantajes de gobierno y empresarios a cambio del sueldo de un día.

Argumento esquirol 6: "Hay libertad, cada uno puede hacer lo que quiera. Yo iré a trabajar porque en mi empresa si haces huelga te miran mal y si luego hay que despedir a alguien seguro me despedirán a mí en vez de a otro".

No hay libertad porque te están coaccionando con el despido. La libertad es otra cosa, no verte obligado a ceder a los chantajes de gobierno y empresarios renunciando a tu derecho constitucional a la huelga.

Argumento esquirol 7: "La huelga tiene que ser indefinida, si no yo no la hago".

Suponemos que estas personas cuando sus hijos dieron el primer paso en vez de alegrase, animarles y ponerles calzado adecuado les recriminaron no ser capaces de correr los cien metros lisos en las olimpiadas y les gritaron que para dar tres pasos por la habitación y luego caerse mejor que ni lo intentaran. Los partidarios de la huelga indefinida entendemos que la casa se construye desde los cimientos y no empleamos un modelo de huelga concreto como excusa para no secundar una huelga general convocada con un gran consenso.

Argumento esquirol 8: "Los piquetes presionan a la gente, obligándola a que haga huelga. Los trabajadores son libres de ir a trabajar un día de huelga."

Si la libertad realmente tuviera tantos defensores nos iría bastante mejor de lo que nos va. En la mayoría de los casos quienes mantienen esa postura ocultan o defienden la coacción de muchas empresas sobre los trabajadores que quieren ejercer su derecho constitucional a la huelga y aceptan que éstos se vean obligados a someterse a ella acudiendo a sus puestos de trabajo por miedo a perder sus empleos o el salario de un día. Los piquetes historicamente impedían que los empresarios contrataran personal para cubrir los puestos de los huelguistas y en la actualidad tratan de garantizar el derecho a huelga de aquellos que por presiones de las empresas no pueden ejercerlo. Los piquetes informativos apelan a la responsabilidad de los trabajadores, les informan de los motivos de la huelga, de sus derechos, y de las consecuencias negativas que tiene acudir ese día a sus puestos de trabajo. Los piquetes informativos están reconocidos legalmente: tienen y pueden ejercer su derecho a informar los días de huelga.

Argumento esquirol 9: "Con las huelgas no se consigue nada. Pero en caso se que se consiga algo, no renunciaré a ello."

Las jornadas de 8 horas diarias o 48 semanales, la prestación por desempleo, las horas extraordinarias, el salario mínimo, el convenio colectivo, las vacaciones pagadas, la indemnización por despido, el permiso por maternidad o lactancia o cualquiera de nuestros derechos conquistados que los trabajadores desconocían hace sólo 150 años no se consiguieron a base de ejercer la "libertad para ir a trabajar" un día de huelga. Pese a ello no se tiene noticia de que ningún esquirol haya renunciado a ellos. Si se consigue hacer al gobierno rectificar y no aplicar esta reforma laboral que a todos nos afecta y perjudica los esquiroles no habrán hecho nada por conseguirlo pero se beneficiarán del esfuerzo colectivo. Para ellos esto debe de tener mucha lógica, para todos los demás carece de ella y no les hace parecer personas dignas, coherentes ni solidarias a nuestros ojos.

Argumento esquirol 10: "Soy funcionario. La reforma laboral mí no me afecta"

Con los recortes y la privatización de los servicios públicos y el deterioro de las condiciones laborales (y los que están por venir) de funcionarios, interinos y personal laboral de la administración pública tenemos motivos más que suficientes para secundar la huelga general, además de por solidaridad con el resto de trabajadores.

Si no secundamos mayoritariamente la huelga general no podremos quejarnos cuando el resto de la sociedad no nos apoye en nuestras revindicaciones por la supervivencia, la dignidad y los derechos laborales del sector público. Los despidos y las rebajas en los complementos del sueldo de los funcionarios así como la eliminación de pagas y sexenios está al caer. Además, mira a tu alrededor: padres, hermanos, familiares, hijos, amigos, vecinos, alumnos... ¿seguro que algo que afecta al 99% de la población no va contigo?

Huelga General 29M: Tú decides.

Si la huelga del 29M es un éxito rotundo y el gobierno no rectifica quedará totalmente deslegitimado. Eso tendría un coste político elevadísimo, abriría la puerta a más huelgas generales, e incluso podría forzar la dimisión del gobierno. En cualquier caso le garantizaría un varapalo electoral. Si por el contrario una huelga general de un día no consigue un paro total el gobierno saldrá reforzado, la posibilidad de una movilización más contundente por parte de la sociedad quedará anulada y la puerta a más recortes y a mayores abusos (si cabe) contra la mayoría de los ciudadanos (estudiantes, pensionistas, funcionarios, interinos, trabajadores del sector privado, parados) quedará abierta.

"Con más de 5 millones de parados los sindicatos han estado callados. Lo que hacen con esta huelga es una falta de patriotismo." Esperanza Aguirre. 13 de Marzo de 2012.

8 comentarios:

narbona dijo...

Tan antiguos como permanentes los argumentos. Todo un clásico en cada huelga general.

Muy bueno. Saludos.

equo alcorcon dijo...

Que cada uno esgrima lo que quiera, este argumentario es muy antigüo, es lo de siempre, es la justificación de siempre. Y si sirve de ejemplo esto harto de oir aquello de YO SIEMPRE HAGO HUELGA pero esta vez....y le digo,pues desde que te conozco 25 años, nunca te he visto....sería con carlos V.

Bueno la idea es MIRARAR hacia adelante, no a tu derecha o izquierda, a los que no lo hacen, porque algo nos diferencia y eso HONRA es la dignidad.
El 30 de marzo hay que ir con la cabeza ALTA, porque los mediocres, los que justifican, los timidos, los....nos verán con la cabeza alta

Anónimo dijo...

Falta el argumento "Hay libertad, cada uno puede hacer lo que quiera. Punto". Los argumentos 6 y 7 realmente deberían escribirse: "Si hago huelga me descuentan x euros, y no me lo puedo permitir" y "Yo iré a trabajar porque en mi empresa si haces huelga te miran mal y si luego hay que despedir a alguien seguro me despedirán a mí en vez de a otro", respecivamente.

Anónimo dijo...

La libertad solo se ejerce en situación de igualdad. Es falso que los trabajadores tengamos libertad cuando hay una situación de desigualdad y una desproporción tan enorme entre el poder de las empresas y nosotros. Por eso es necesaria la huelga, la organización colectiva de los trabajadores. Por eso hay una protección al derecho de huelga. El derecho al trabajo no es el derecho a ir a trabajar ese día. El derecho al trabajo es, precisamente, lo que protegemos los huelguistas: el trabajo vale y debe ser un trabajo digno.

Anónimo dijo...

Debo suponer que esto lo escribe alguien de COGT.



Argumento 1: Es falso que si llevas 10 años trabajando, tu “indeminación” se reduzca a la mitad. Hasta la entrada en vigor de la reforma, todo quisqui cobrará 45 días por año hasta esa fecha, si yo entré en 2002 y me echan en marzo, me pagan 45 días por esos diez años y 20 dias por el tiempo desde que se aprobó la reforma hasta el despido.



Argumento 2: Si, si sirve hacer algo, pero hay que demostrar las ganas de hacer algo desde que existen 4 millones de parados, no ahora que el PP os quita la asignación que os daba el PSOE, por eso no haciais nada. Ha habido tiempo desde que se conoce la reforma hasta que se ha aprobado en el Congreso para hacer una huelga. Pero como siempre vamos a toro pasado.



Argumento 4: Ahora, cuando os interesa (CCOO Y UGT, O COGT), os acordais de sindicatos minoritarios como vascos y Galegos, que tienen mas cojones que vosotros y no estan apoltronados como vosotros, porque ellos si hacen sindicalismo, os acordais de partidos politicos de izquierda como IU y os acordais del 15M y DRY. Donde habeis estado vosotros cuando 15M y DRY han convocado manifestaciones? Os habeis adherido? Habeis prestado vuestra experiencia y vuestra plataforma? No, habeis pasado completamente de esos perroflautas, no os he visto en Ciudad Real en junio y octubre del año pasado, ni una sola banderita vuestra. No vengais ahora a reclamar el apoyo de nadie, menos de los 5 millones de parados cuando pasais de ellos desde hace mas de un año.



Argumento 5: Es cierto, no hay libertad, los mismos sindicatos hipotecan tu libertad cuando se juntan con la patronal para firmar el Gran Pacto social, haciendose la foto sonriendo como si no pasase nada. Claro, a ellos no les pasa.



Argumento 6: Me gusta la comparación, ¿Acaso este es el primer paso? ¿No hablais vosotros y os dais palmaditas en la espalda por todos los derechos que se han ganado en los ultimos 50 años con la lucha? ¿En que quedamos? ¿Este es el comienzo de la lucha sindicalista o llevamos 50 años luchando? Si es lo primero, se empieza gateando, por supuesto, pero si es lo segundo, el niño tiene ya los cojones negros y deberia haber echado a correr años atrás. Aquí los unicos que no se atreven a andar sois vosotros (COGT) porque no quereis arriesgar vuestras macroestructuras empresariales dedicadas a hacer dinero y a jugar con el de los demás (nuestros planes de pensiones). Ahí tenemos los ejemplos frances y griego (y no es nada sexual).



Argumento 8: Los piquetes historicamente impedían que los empresarios contrataran personal para cubrir los puestos de los huelguistas y en la actualidad tratan de garantizar el derecho a huelga de aquellos que por presiones de las empresas no pueden ejercerlo.

Claro, eso era antes, ya sabemos todos como muchos piquetes informativos defienden el derecho constitucional del trabajador, poniendo clavos en la carretera, increpando a dueños de pequeños establecimientos y otra serie de salvajadas que hacen los “defensores” del trabajador. Incluso pasan a los grandes supermercados a llenar carros que luego dejan en cualquier sitio. Pero menciona otra cosa, si el trabajador a quien ayudas para ejercer su derecho a huelga, se suma a la huelga y es despedido, ¿a que después no lo vas a defender ni ayudar si no está afiliado a tu sindicato?



Por ultimo, Esperanza Aguirre tiene toda la razón en lo primero. Los sindicatos no han hecho nada con 5 millones de parados.

Anónimo dijo...

Debo suponer que esto lo escribe alguien de COGT.



Argumento 1: Es falso que si llevas 10 años trabajando, tu “indeminación” se reduzca a la mitad. Hasta la entrada en vigor de la reforma, todo quisqui cobrará 45 días por año hasta esa fecha, si yo entré en 2002 y me echan en marzo, me pagan 45 días por esos diez años y 20 dias por el tiempo desde que se aprobó la reforma hasta el despido.



Argumento 2: Si, si sirve hacer algo, pero hay que demostrar las ganas de hacer algo desde que existen 4 millones de parados, no ahora que el PP os quita la asignación que os daba el PSOE, por eso no haciais nada. Ha habido tiempo desde que se conoce la reforma hasta que se ha aprobado en el Congreso para hacer una huelga. Pero como siempre vamos a toro pasado.



Argumento 4: Ahora, cuando os interesa (CCOO Y UGT, O COGT), os acordais de sindicatos minoritarios como vascos y Galegos, que tienen mas cojones que vosotros y no estan apoltronados como vosotros, porque ellos si hacen sindicalismo, os acordais de partidos politicos de izquierda como IU y os acordais del 15M y DRY. Donde habeis estado vosotros cuando 15M y DRY han convocado manifestaciones? Os habeis adherido? Habeis prestado vuestra experiencia y vuestra plataforma? No, habeis pasado completamente de esos perroflautas, no os he visto en Ciudad Real en junio y octubre del año pasado, ni una sola banderita vuestra. No vengais ahora a reclamar el apoyo de nadie, menos de los 5 millones de parados cuando pasais de ellos desde hace mas de un año.



Argumento 5: Es cierto, no hay libertad, los mismos sindicatos hipotecan tu libertad cuando se juntan con la patronal para firmar el Gran Pacto social, haciendose la foto sonriendo como si no pasase nada. Claro, a ellos no les pasa.



Argumento 6: Me gusta la comparación, ¿Acaso este es el primer paso? ¿No hablais vosotros y os dais palmaditas en la espalda por todos los derechos que se han ganado en los ultimos 50 años con la lucha? ¿En que quedamos? ¿Este es el comienzo de la lucha sindicalista o llevamos 50 años luchando? Si es lo primero, se empieza gateando, por supuesto, pero si es lo segundo, el niño tiene ya los cojones negros y deberia haber echado a correr años atrás. Aquí los unicos que no se atreven a andar sois vosotros (COGT) porque no quereis arriesgar vuestras macroestructuras empresariales dedicadas a hacer dinero y a jugar con el de los demás (nuestros planes de pensiones). Ahí tenemos los ejemplos frances y griego (y no es nada sexual).



Argumento 8: Los piquetes historicamente impedían que los empresarios contrataran personal para cubrir los puestos de los huelguistas y en la actualidad tratan de garantizar el derecho a huelga de aquellos que por presiones de las empresas no pueden ejercerlo.

Claro, eso era antes, ya sabemos todos como muchos piquetes informativos defienden el derecho constitucional del trabajador, poniendo clavos en la carretera, increpando a dueños de pequeños establecimientos y otra serie de salvajadas que hacen los “defensores” del trabajador. Incluso pasan a los grandes supermercados a llenar carros que luego dejan en cualquier sitio. Pero menciona otra cosa, si el trabajador a quien ayudas para ejercer su derecho a huelga, se suma a la huelga y es despedido, ¿a que después no lo vas a defender ni ayudar si no está afiliado a tu sindicato?



Por ultimo, Esperanza Aguirre tiene toda la razón en lo primero. Los sindicatos no han hecho nada con 5 millones de parados.

Roberto G. Valerio dijo...

(1ª parte)
Argumento 1 para el argumento 1: Menuda forma de mezclar cosas… En primer lugar, el despido improcedente pasa de ser 45 días por año trabajado con 42 mensualidades de tope a ser 33 días por año trabajado y 24 mensualidades de tope. Si te hacen un despido improcedente, cobrarás los 45 días por año trabajado que lleves acumulados hasta la entrada en vigor de la reforma y 33 días a partir de ella. 20 días por año trabajado y 12 mensualidades de tope es el despido procedente… Y sí, el artículo tiene razón en lo que dice porque la reforma laboral prioriza el despido procedente, pues la empresa solo necesita alegar que prevé una reducción de ingresos para el siguiente semestre (ojo, reducción de ingresos, no pérdidas). Es decir, va a ser la fórmula de despido generalizada. Olvídate de tus 45 días ni de los 33… van a ser 20 días por año trabajado con un límite de 12 salarios completos.


Argumento 2 para el argumento 2: Esta huelga general no la hace el PSOE contra el PP, si eso se quiere insinuar. La convocan todos los sindicatos en contra de una reforma laboral completamente abusiva e inútil. También la reforma de Zapatero tuvo su huelga general…


Argumento 4 para el argumento 4: Los sindicatos mayoritarios a nivel estatal y los sindicatos mayoritarios a nivel autonómico (o nacional, pues Galicia y Euskadi son constitucionalmente nacionalidades) se comportan de una forma parecida en sus ámbitos. Se suele criticar a CCOO y UGT por inmovilismo, pocas huelgas, etc. Realmente, si vemos los datos por ejemplo de Galicia, vemos que las políticas se empezaron a realizar allí mucho antes que en el resto del Estado, con la entrada en el gobierno autonómico de Núñez Feijoo (muchos lo consideran el delfín de Rajoy). La CIG podría haber convocado huelga general a nivel gallego porque tienen la representatividad necesaria para hacerlo, como pasa también con LAB en Euskadi. El caso, es que no se convocaron. ¿Por qué es esto? Simplemente por su responsabilidad como agentes sociales. La huelga es una herramienta muy brusca en la economía y no se pueden tomar a la ligera. No son deseables, pero son necesarias.
Por otra parte, los sindicatos en España están mucho menos subvencionados que la media de los países europeos en sus dos conceptos básicos: por la negociación colectiva y por la formación a trabajadores. En el segundo concepto, el dinero es gastado en su totalidad en formación, pues está auditado por el gobierno. Otra cosa es que pueda aparecer algún listo por algún centro de formación que intente sacarse un pico... pero es la anécdota.
Por la negociación colectiva, la diferencia proporcional existente entre las subvenciones recibidas por los sindicatos en unos países y otros es enorme en España. Es uno de los países que menos dinero destina a la negociación colectiva (partida presupuestaria que reciben sindicatos y patronal por igual). También se podría entender que el Estado no debe pagar esa negociación (aunque no lo comparta), en ese caso tenemos el caso de Alemania: el convenio colectivo se aplica a trabajadores sindicados y a aquellos que pagan opcionalmente un 1% de sus nóminas a los sindicatos firmantes de su convenio sectorial. El resto de trabajadores se queda con la legislación laboral básica, muy inferior en condiciones que los convenios (como es lógico). Es decir, entienden a los sindicatos como clubs privados de trabajadores que negocian sus condiciones laborales, solo para sus socios o contribuyentes. Así, el Estado no sufraga los gastos de la negociación colectiva, mientras siguen dando opción a la regulación de la mejora de condiciones. Yo, la verdad, veo más solidario que las mejoras sean para todos los trabajadores y que el gasto de los miles de convenios existentes, salgan de las arcas públicas (que es dinero de todos).
¡Ah! Por cierto, los sindicatos no se unieron institucionalmente al 15M para respetar su carácter asindical. Eso sí, COMFIA, por ejemplo, (federación del sector de consultoras y TIC de CCOO) animaba públicamente desde su web a asistir a las manifestaciones convocadas por el 15M.

Roberto G. Valerio dijo...

(2ª parte)

Argumento 5 para el argumento 5: Los sindicatos y la patronal gestionan la negociación colectiva, no legislan sobre el Estatuto de los Trabajadores.
Los convenios colectivos son la herramienta constitucional para dar rango de ley a las mejoras que se van conquistando en cada sector. De hecho, un convenio colectivo no puede rebajar los derechos adquiridos de los trabajadores (que a su vez fueron registrados en un convenio anterior). Sin ese pacto social, la única ley laboral existente es el Estatuto de los Trabajadores, donde no hay más coto salarial que el salario mínimo interprofesional de 641 €/mes, no se contemplan categorías profesionales, etc.
Por otra parte, a la hora de legislar (que solo lo puede hacer el Parlamento), sindicatos y patronal simplemente gozan de derecho consultivo. Es decir, una reforma laboral no podría haber salido directamente de sindicatos y patronal, pues tiene que pasar su trámite parlamentario. Otra cosa es que el parlamento diese luz verde a lo pactado entre los agentes sociales, lo que no ha ocurrido ni ahora ni con el PSOE.
La foto de la que hablas, además, es una herramienta económica solvente y que ha garantizado la paz social durante todo el periodo democrático.

Argumento 6 para el argumento 6: Supongo que vivirás en una trinchera y por eso puedes dar lecciones de lucha. El sindicalismo tiene mucha más historia de 50 años y, por cierto, su resultado son todos los avances laborales que hoy se eliminan en buen grado. Y eso que hoy eliminan es lo que inicia una lucha. Así, la huelga es un primer paso para una lucha actual: frenar la agresión que hoy viven los trabajadores. Supongo que no es complicado de entender…
Otra cosa, CCOO y UGT no son macroestructuras empresariales, son macroestructuras sindicales… y esto es el quid de la cuestión. Una cosa es estar en contra de una cúpula determinada de uno u otro sindicato y otra muy diferente atacar a una estructura que costó mucho tiempo construir, con unas dimensiones a la altura de las circunstancias (solo entre UGT y CCOO suman más afiliados que todos los partidos políticos juntos). Macroestructuras enfocadas al mundo económico y jurídico para poder llevar negociaciones al más alto nivel con sus estudios independientes y opiniones propias. Repito, se puede atacar a la deriva de una cúpula, pero no a unas estructuras necesarias y apoyadas por casi 3 millones de afiliados (solo entre los dos sindicatos mayoritarios, el total de trabajadores sindicados anda por los 4 millones).
Cuando se intenta mezclar lo sindical con lo empresarial hay una intención muy clara detrás: atacar a las estructuras sindicales.

Argumento 8 para el argumento 8: Es muy curioso que antes hablaras de lucha, de la foto del pacto social, etc. y ahora critiques las manifestaciones menos “apoltronadas” (siguiendo tu argot). Tampoco hablas de los piquetes empresariales… Bueno, sí, parece que incluso los aceptas con eso de “…se suma a la huelga y es despedido…”. No se puede despedir a un trabajador por hacer huelga y, si en esa empresa existe un comité, dará igual que el despedido sea afiliado o no. Estoy completamente seguro de que el comité actuará por medio de su respectivo sindicato (siempre que los trabajadores elegidos como representantes no sean unos “amarillos” y normalmente esto pasa con comités independientes).


Por último, Esperanza Aguirre tiene toda la razón en lo primero. Los sindicatos no han hecho nada con 5 millones de parados.
Por último, eso de Esperanza Aguirre… Es que los sindicatos no gestionan a ese nivel. No tienen mayor potestad sobre la situación de los parados que parte de su formación. Por otra parte, achacar a los sindicatos los 5 millones de parados mientras se despiden profesores y se destruye la sanidad pública en Madrid… es demasiado hipócrita.

Un saludo.