lunes, 9 de julio de 2012

Esperanza Aguirre contra la Educación de Adultos

    La Consejería de Educación ha anunciado en reuniones con los Directores de los Centros Públicos de Educación de Personas Adultas (CEPAs), la intención de impedir la matriculación en las Enseñanzas Básicas (que comprenden desde la Alfabetización hasta la Educación Secundaria) a las personas mayores de 64 años. De concretarse esta medida, se estará vulnerando los principios de la Constitución Española y de otras normas y directrices Europeas que establecen el derecho al aprendizaje a lo largo de la vida, como uno de los principios fundamentales de las sociedades europeas de la información y el conocimiento.

Asimismo, parece pretender que la Red de CEPAs suprima, a partir del próximo curso 2012-2013, la oferta de las enseñanzas dirigidas el desarrollo personal y social (generalmente denominadas enseñanzas abiertas), entre las que se encuentran las mayoritariamente demandadas por la población adulta como un recurso imprescindible para el acceso al mundo laboral: cursos de INGLÉS y cursos de INFORMÁTICA.

Además de estas medidas, la Consejería de Educación tiene la intención de disminuir el número de horas de la oferta de español para Inmigrantes, endurecer la permanencia en los diferentes niveles de formación limitando el número de convocatorias para superar los distintos ámbitos de conocimiento…

Otro de los recortes que se van a producir, según la información recibida, es la disminución de los presupuestos para la firma de los convenios de colaboración con las corporaciones locales para el desarrollo de la educación de personas adultas. Esta disminución, unida a la falta de financiación de las Administraciones Locales, está provocando en algunos casos la supresión de esta oferta educativa de formación básica, que se viene realizando a través de las aulas municipales en toda la Región de Madrid.

De concretarse estas medidas y recortes en las Instrucciones de funcionamiento de la Red de CEPAs para el próximo curso, se producirá un ajuste en las plantillas de profesorado adscrito a estos Centros que podría provocar la reducción y/o el desplazamiento de más de 100 profesores de los destinados a impartir estas enseñanzas en el presente curso.

En un escenario regional en el que aumenta el nivel de desempleo, y en el que se mantienen y crecen los índices de abandono y fracaso escolar, la COMUNIDAD DE MADRID, en lugar de extender y facilitar el acceso a la obtención de las titulaciones básicas y de Formación Profesional que ayuden a superar esta situación, con la puesta en marcha de programas y planes específicos, reduce la oferta formativa y endurece las condiciones de acceso y permanencia en las distintas enseñanzas de educación de personas adultas.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Esta mujer se va a morir siendo la más rica del cementerio. Peligrosa e insatisfecha.

Anónimo dijo...

Los centros de Adultos de Madrid son focos de empleo ficticio para un profesorado que puede estar desempeñando papeles muy dignos en otros sectores.
Confundir enseñanza y formación con atención a los mayores es demagogia
LOS CENTROS DE ADULTOS, FINANCIADOS CON DINERO PÚBLICO DEBEN ESTAR DIRIGIDOS SOLO A FORMACIÓN REGLADA QUE PERMITA INSERCIÓN LABORAL. EL RESTO DE LAS "INSTRUCCIONES" PUEDE DEPENDER DE OTRAS INSTANCIAS COMO DE HECHO SE HACE EN LOS CENTROS DE MAYORES ,GRATIS O POR MÓDICAS CUOTAS.
Así que, por favor, nooo utilicemos
a los PROFESORES DE Primaria y Secundaria como monitores de tiempo
libre porque gastamos dinero público sin proyecto académico, y sobre todo sin proyecto profesional.